18 feb. 2016

ACTIVIDADES 25 DE NOVIEMBRE


María Morillas
Responsable Plan Igualdad
IES Antonio de Mendoza. Alcalá la Real

Con motivo de la celebración del Día Internacional contra la Violencia machista, 25 de noviembre y con el objetivo de abordar los malos tratos en la adolescencia, combatir los mitos del amor romántico y evidenciar de una forma visual que este tipo de violencia está muy presente también a esas edades, he realizado la actividad Corazones rotos, basada en la aplicación Detectamor.
Después de que el alumnado haya trabajado de forma específica el tema en tutoría, cada clase ha desfilado por el salón de actos donde se ubicaba la exposición interactiva Corazones rotos. Cada persona portaba en mano un pequeño corazón de cartulina que debía usar en la primera parte de la exposición. Ante sí, nueve indicadores de violencia machista, tales como me controla, me desvaloriza, me agrede… y, a su vez, dentro de cada uno de ellos, una serie de ítems que desarrollan ese aspecto concreto. Al leerlos, debe cortar un trocito de corazón, solo en caso de haber vivido una experiencia que le identifique con él. Ese trocito de corazón será guardado en el sobre correspondiente que hay preparado al efecto.
El resultado ha sido impactante: todos los sobres han sido usados, hecho habitual cuando se realiza esta actividad en un centro educativo. Y es que no se suele identificar la violencia en la adolescencia porque piensan que eso pertenece solo al mundo adulto.

La segunda parte de la exposición está destinada a combatir los mitos del amor romántico que tan asentados están en la sociedad. Esto está representado a través de parejas de corazones que presentan una disyuntiva, por ejemplo: el amor lo resiste todo, confiando en él se superan todos los obstáculos  VS amarse es necesario, pero no suficiente para que una relación funcione. Cada alumna/o debe decidir qué opción es la adecuada. Tras elegir, bajo esa frase descubrirán si es Amor real o Mito.
Finalmente, la actividad concluye con un collage compuesto por todos los trocitos de corazones que han sido arrancados por las distintas violencias detectadas. El mosaico formado es muy clarificador.


Por otra parte, he construido el Iceberg de las violencias machistas, que al igual que la pirámide, aclara formas sutiles o explícitas, visibles o invisibles.

No hay comentarios:

Publicar un comentario